lunes, 6 de junio de 2011

CLAUSURAN LA MINERA SAN XAVIER

Calderón, culpable del allanamiento a centro de DH en Juárez: Caravana
En documento leído a su paso por Zacatecas, se condenó el ingreso de agentes federales al sitio.

Alonso Urrutia, enviado
Publicado: 06/06/2011 10:18

Zacatecas, Zac. - Durante el mitin realizado por la Caravana por la Paz con Justicia y Dignidad en esta ciudad zacatecana, los integrantes formalizaron una condena al allanamiento de las instalaciones del Centro de Derechos Humanos Paso del Norte, ocurrido la noche de ayer domingo en Ciudad Juárez. En el documento leído por el poeta Javier Sicilia, se inculpó directamente al presidente Felipe Calderón de los sucesos.

“¿Qué busca el presidente Calderón en el Centro de Derechos Humanos Paso del Norte? ¿El expediente del dolor y la injusticia? ¿Las pruebas irrefutables de su incapacidad para garantizar la paz y la legalidad? ¿Qué guerra pretende ganar instruyendo a su gente a comportarse como delincuentes?”

Los hechos generaron indignación entre la caravana fueron asumidos como una agresión y provocación al movimiento toda vez que el citado centro, dirigido por el padre Oscar Enríquez, es el organismo de la sociedad civil encargado de la recepción de la caravana el próximo viernes.

En el documento leído se advierte que si con esta agresión se busca “que perdamos los estribos y que respondamos con violencia”, esta caravana no va a cooperar con esa espiral de violencia, y señalaron que “sus juegos de guerra nos lastiman y nos indignan y que vamos a desobedecer todo mandato de guerra e inhumanidad”.

La caravana salió esta mañana de San Luis Potosí con rumbo a la capital zacatecana, donde de nueva cuenta se escucharon testimonios de ciudadanos cuyos familiares han sido víctimas de secuestros, asesinatos o desapariciones.

Durante el mitin, incluso se escucharon algunos testimonios de madres de familia cuyos hijos laboraban para corporaciones policiacas que fueron levantados y desaparecidos en meses anteriores sin que hasta ahora se conozca su paradero.

En todos los casos, los denunciantes lamentaron la impunidad que ha tenido como respuesta, ya sean las autoridades federales o estatales, en los casos de desapariciones.



Antes, todavía en San Luis Potosí, la caravana cerró de manera simbólica la Minera San Xavier, al tiempo de denunciar el allanamiento de la sede del Centro de Derechos Humanos Paso del Norte en Ciudad Juárez (principal apoyo logístico de la Caravana en esa ciudad) por parte de elementos de la Policía Federal. Informó que elementos de esa corporación rompieron vidrios y candados para llevarse documentos.

Visiblemente molesto, Sicilia lanzó un reclamo directo al gobierno federal " exijo al presidente Felipe Calderón que se investigue, que se nos garantice la seguridad de los ciudadanos de Juárez y de la Caravana entera, pues de qué se trata? Se trata de responder a la demandas éticas de la sociedad con violencia? Que se investigue y queremos una respuesta del presidente Calderón frente a este atropello. No podemos soportar esto".

Al denunciar el asalto contra el centro dirigido por el padre Oscar Enríquez, el poeta dijo: "otra vez llamamos al gobierno, ¿qué mensaje nos están dando? ¿Van a pelear contra nosotros? ¿Nos van a acabar de matar? ¿Nos van a acabar de humillar?"

Pietro Ameglio, de los organizadores de la caravana y hombre cercano a Sicilia, calificó el asalto al Centro de derechos humanos Paso del Norte como una provocación a la Caravana. Parece que la imaginación del gobierno para responder a las demandas sociales sólo esta orientada a la violencia.

Informó que el Centro fue allanado anoche, cerca de las 20 horas, cuando ya no había nadie en el lugar. Dijo que 5 patrullas de la Policía Federal que rodearon el lugar para luego ingresar rompiendo vidrios y candados. Refirió que fue un claro mensaje porque no lo hicieron en la madrugada para que nadie los viera ni lo disfrazaron de un ataque del narcotráfico, sino que lo hicieron directamente y a una hora para que todo el mundo lo viera.

Mencionó que el citado Centro es el principal contacto de la Caravana en Ciudad Juárez para preparar los eventos del fin de semana relacionados con la firma del Pacto Ciudadano.

Por otro lado, miembros de la caravana clausuraron simbólicamente la Minera San Xavier por considerar que su operación es depredadora del medio ambiente y despojó a los habitantes del Cerro de San Pedro. Miembros del Frente Amplio Opositor a dicha empresa denunciaron el contubernio del poder judicial y los gobiernos federal y estatal para permitir su operación, a pesar de que existen violaciones a decretos que han considerado la zona como un área de conservación.